Julio: «Es bonito que el deporte junte generaciones y personas diferentes»

Kaixo Julio! Atsegine te nominó! Como dice Atsegine, otro Veterano que pasa por aquí…la verdad es que aunque en el equipo hay bastante gente joven, también tenemos una buena remesa de veteranos, ¿no?

Gracias Atsegine. Pues sí, unos más veteranos que otros, pero de cuarenta para arriba ya hay unos cuantos, eh.

¿Puede ser que seas el abuelo del equipo? J

Por poco, pero no, alguno peina más canas que yo.

¿Qué tal se lleva esa mezcla de generaciones dentro del equipo?

Pues la verdad que bien, yo casi no lo noto, solo cuando me sacan los ojos en el Prado  y en la piscina haciendo series. Es bonito que el deporte junte generaciones y personas diferentes.

Hablando de ti, ¿con cuántos años y cómo empezaste con esto de hacer triatlones?

Llevo unos 7 años. Como para otros muchos, el gancho fue el Triatlón de Gasteiz, me entró la curiosidad y debuté en un triatlón sprint en Donosti. Sin neopreno y con una Colnago prestada con los cambios en el cuadro. A pesar de la vergüenza en la cola de boxes por el nivelazo de bicis que se veían, no quedé el último y lo acabé dignamente. Y ahí ya me enganché.

¿Existía el deporte en tu vida antes del Triatlón?

Sí, siempre ha existido, desde niño llevo haciendo deporte ininterrumpidamente. Muchos años jugando a fútbol y a fútbol sala, carreras, ciclismo de montaña, esquí, pádel…

¿Qué dirías que te da el triatlón en tu vida? ¿Ha habido un antes y un después en tus hábitos, alimentación, estilo de vida?

Pues mira, cambios los ha habido, sobre todo en el tiempo que dedico al deporte, de alguna manera se ha convertido en un estilo de vida, en un vicio; entrenar casi todos los días hace que te pierdas otras muchas cosas, pero lo cierto es que a pesar de vivir cansado,  haciendo esto me encuentro bien y tengo salud. El triatlón es el único vicio constructivo que he tenido, y además, tengo la tremenda suerte de que Bego me acompañe en esto.

En cuanto a la alimentación, sí que procuro cuidarla, pero no soy radical en ningún sentido, no me privo de nada y me gusta echar mis cervezas, para eso hacemos deporte, para poder comer y beber un poco más.

Ya leíste a Atsegine, qué te motiva a hacer el Ironman este año? ¿Por qué ahora?

No había hecho idea, pero corría finales de julio cuando un par de enredabailes que se habían apuntado al IM de Gasteiz, el que me entrevista y el que voy a nominar, empezaron a enredar, y a mí que me cuesta decir “no”, me vine arriba y me apunté.  Y aquí estoy con el marrón. En cualquier caso creo que es el momento, si no lo intento ahora, no creo que lo intentare nunca.

Pregunta obvia pero, ¿por qué Vitoria para el debut? Después de todo el revuelo del último año…

En ningún sitio tendría mejor debut. Yo voy a romper una lanza a favor del Ironman de Vitoria-Gasteiz, porque además me consta que siguen haciendo gestiones para devolvernos el Half. Después de vivir otras experiencias fuera de aquí,  no tiene precio correr en tu casa, en un triatlón que está entre los mejores, por la gente que hay animando, por el escenario, por la organización, por todo. Y si hay que hablar del precio, que es  cierto, es excesivo, si lo comparas con hacer cualquier otro fuera, sumas gastos de hotel, viaje, etc… al final no es tanta la diferencia.  

Además estaréis unos cuantos este año en la orilla de Landa con lo que el pique está asegurado.

Sí, es cierto, en principio ahí estaré junto a los Urtzi, Alain, Arrate, Alberto Río…  Será interesante, aunque este año veo bastante caro el asunto, algunos y alguna están que se salen y cebarse mucho es garantía de explosión. Iremos viendo, eso sí siendo conscientes de que el objetivo es intentar acabar corriendo.

Quemando etapas como debe de ser: primero triatlones cortos, olímpicos, algún media distancia, y ahora uno largo. ¿Qué opinas de la gente que se lanza a un IM sin haber hecho antes ni un triatlón?

Yo creo que sí, la lógica es esa, antes que a correr hay que empezar a andar. En mi caso una cosa me ha llevado a la otra, he pasado por todas esas etapas. No obstante, hay gente con unas cualidades increíbles que te sorprende y es capaz de hacerlo bien. Algún ejemplo tenemos no muy lejos,  a la cabeza me viene uno que se inscribió en el Full de Gasteiz con la intención de pasar la inscripción al Half y se le pasó el plazo para hacerlo y acabo haciendo el Full, terminando con nota alta.

A lo mejor la gente que no practica habitualmente este deporte es más ‘inconsciente’ de lo que supone hacer un IM y son más lanzados, mientras que, como en tu caso, los que estamos más dentro, nos lo pensamos muy mucho antes de apuntarnos. O lo que para ellos vale “Si eso ya hago la maratón andando”, para nosotros no, y preferimos afrontar un reto de este calibre con más garantías. ¿puede ser?

Sí, la gente  se dice a si mismo chorradas del tipo “el límite está en tú mente” o “no pares hasta sentirte orgulloso”, pero cuando cualquier día te bajas de la bici doblado después de hacer 130 kilómetros y piensas “joder, me quedarían 50 km de bici y una maratón”, entonces vas cogiendo consciencia del asunto y te entran todas las dudas del mundo. Cada uno es libre de hacerlo como le dé la gana, pero yo creo que hay que ir con una garantía mínima, hay que meter horas para acabarlo corriendo.  

Aparte de entrenar todas las tardes y seguir a rajatabla la planificación de nuestros entrenadores, ¿qué hace Julio cuando no entrena?

Bueno lo de rajatabla…. no sé yo. Cuando no entreno, nada especial, dedico tiempo a las cosas de la vida, la casa, la familia, ahora que ya son mayores nuestras dos hijas y no dan tanta guerra, la han empezado a dar los padres,  de vez en cuando salir a tomar algo, alguna escapada a esquiar, ese tipo de cosas.

¿Te organizas bien para llegar a todo? Para los que dicen que no tienen tiempo, algún truco o consejo?

Trabajo de mañana todo el año por lo que dispongo de bastante tiempo. Quizás no sea el más indicado, los que tienen hijos pequeños sí que podrían dar buenos consejos.

¿Hasta cuándo tiene cuerda Julio? ¿Tenemos Julio para rato aun?

Haciendo deporte hasta que pueda y en el triatlón, mientras me siga divirtiendo y no pase demasiadas miserias, con mayor o menor intensidad ahí seguiré.

Para terminar, te toca elegir al próximo entrevistado/a: ¿a quién le pasas la pelota? ¿qué pregunta te gustaría hacerle?

Siempre he tenido curiosidad de saber cómo hace Alain para equivocarse tan fácilmente de calle en las transiciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.